Mamas tuberosas

Mama Tuberosa: Causas, Tratamientos y Tipos – Todo lo que necesitas saber

La mama tuberosa es una anomalía glandular que provoca una deformidad en la forma de los pechos, dándoles un aspecto similar a un tubérculo. Esta deformidad no es una patología de la glándula mamaria, sino que se origina durante el desarrollo y está provocada por la formación de una rigidez en algunas zonas de su envoltorio, especialmente en la fascia superficial.

Las características más comunes de la mama tuberosa son el estrechamiento de su base, la falta de su polo inferior y una altura excesiva del cono mamario, lo que hace que la mama tenga una forma particular. Frecuentemente, esto se acompaña de una deformidad de la areola, que se proyecta y dilata exageradamente hacia afuera, provocando la herniación de la areola y un aspecto de cúpula.

Mama Tuberosa

Aunque la mama tuberosa no es una patología en sí misma, puede causar insatisfacción estética, inseguridad y problemas emocionales. Por eso, es importante tratarla adecuadamente.

El tratamiento de la mama tuberosa es diferente al de un aumento mamario convencional, ya que se requieren otros procedimientos para obtener un resultado natural. El grado de deformidad determinará el tipo de intervención necesaria.

En los casos leves, la incisión de preferencia es por el surco submamario. También es necesario relajar los tejidos que provocan la rigidez de la parte inferior de la glándula y tejido subcutáneo mediante corte, que permitan distender la base de la glándula. De lo contrario, el resultado sería el denominado doble surco: el superior provocado por el borde inferior de la glándula o surco original, y el segundo el que forma la misma prótesis.

En casos más graves, se deben recurrir a técnicas más complejas para modelar la glándula. Se puede confeccionar una lengüeta o colgajo que aporte volumen donde no existe, rompiendo la rigidez y cubriendo la prótesis. La incisión se localiza alrededor de la areola, y con mucha frecuencia, se realiza la retirada de un anillo de piel que permite disminuir su tamaño y aliviar la constricción.

En algunas ocasiones, puede ser necesario ajustar el exceso de piel o realizar una mastopexia para corregir la ptosis mamaria. En este caso, la cicatriz se extendería verticalmente hacia abajo y, menos frecuentemente, también por el nuevo surco submamario.

TIPOS DE MAMA TUBEROSA

TIPOS DE MAMA TUBEROSA

T I. CONSTRICCIÓN DEL POLO INFERIOR

T II. MAMA CÓNICA

T III. MAMA TUBEROSA

T IV. MAMA SACULAR

Una vez realizados los procedimientos necesarios, el resto de la intervención no difiere de un aumento mamario convencional. Es importante corregir cualquier asimetría que pueda existir, eligiendo prótesis de diferentes tamaños si fuera necesario.

En casos de mama tuberosa, el uso de drenajes es muy adecuado, ya que las complicaciones de hematoma y seroma son más frecuentes.

En la Clínica Doctor Arquero hemos tratado con éxito casos reales

PACIENTE DE 19 AÑOS

Mama hipotrófica tuberosa. Tratamiento
Diagnóstico: Mama hipotrófica tuberosa con constricción del polo inferior (Tipo II)
Tratamiento: cicatriz areolar inferior con plastia glandular (incisiones de relajamiento verticales y transversales). Colocación de prótesis a nivel submuscular (biplanar) de 325 # 325 cc, de gel cohesivo de silicona, redonda, lisas y de perfil alto.

PACIENTE DE 24 AÑOS

Pechos hipoplásicos y tuberosos. Tratamiento
Diagnóstico: Pechos hipoplásicos y tuberosos (Tipo III9 con Mama ectópica axilar der).
Tratamiento: Cicatriz periareolar completa con despegamiento subcutáneo del polo inferior y sub-glandular. Confección de un colgajo glandular para rellenar el hundimineto infraareolar (Técnica de Puckett). Colocación sub-muscular de prótesis de 325 # 350 cc de gel cohesivo de silicona, redondas, microtexturadas y de perfil alto
.

PACIENTE DE 29 AÑOS

Mama sacular, hipoplasia y ptosis . Tratamiento
Diagnóstico: Mamas con forma sacular, hipoplasia y ptosis Tipo IV (pequeños y caídos).
Tratamiento: Aumento con prótesis y Pexia bilateral: colocación sub-muscular de prótesis de 225 # 250 cc, de gel cohesivo de silicona, redondas, lisas y de perfil alto. Se realiza también la retirada bilateral del exceso de piel (Pexia) dejando una cicatriz en T con incisión horizontal mínima
.

PACIENTE DE 30 AÑOS: SECUELAS DE UN AUMENTO MAMARIO CON PRÓTESIS

Mama tuberosa no tratada adecuadamente.
Diagnóstico: Mama tuberosa operada en otra clínica y no tratada adecuadamente.
Presenta una alteración denominada “doble surco” que se corresponden con el surco submamario original y el límite inferior de la prótesis.
Tratamiento: Incisión areolar inferior resecando cicatriz previa. Cambio de prótesis 225 # 290 gr. por otras de 220 # 220 gr. anatómicas. Plastia glandular de remodelado (Tecnica de Puckett). Postoperatorio un año después.

 

SI DESEAS SABER MÁS:

Comparte este artículo en redes sociales

Artículos relacionados

""
Cirugía Plástica

Cirugía genital estética femenina

Fuente de deseo y de placer, el sexo ha sido, desde los orígenes del ser humano, centro de atención y motivo de interés. Liberados de los ciclos de fecundidad de los mamíferos, desde la prehistoria hasta nuestro días, la sexualidad de hombres y mujeres ha pasado, dependiendo de culturas, ideologías o religiones, desde la libre exaltación al ocultamiento más riguroso. En estas fases, los genitales femeninos han sido tratados de muy diferente manera. Camino de la fecundación y origen de la vida, la vulva ha sido, ocultada o representada en el arte desde la prehistoria, con misterio y divinidad. Hoy, la

Leer más »
""
Cirugía Plástica

Alteraciones nasales

La diversidad de las alteraciones nasales hace de esta intervención la más compleja de la cirugía plástica. Para facilitar el diagnóstico de los defectos de la nariz y, por lo tanto, para escoger mejor el tratamiento a seguir podemos clasificar estas alteraciones según la parte afectada. Así, pueden estar localizadas o afectar a la cobertura cutánea y tejidos blandos, a la parte interna de la nariz o cavidad nasal, a la punta o, finalmente, al dorso ósteocartilaginoso. A continuación haremos un breve repaso tanto a las diferentes alteraciones en narices que nunca han sido operadas (rinoplastia primaria) como a las derivadas

Leer más »
""
Cirugía Plástica

¿Cuál es el mejor momento del año para una cirugía estética?

Todo momento puede ser bueno, siempre y cuando se disponga del tiempo suficiente para poder concentrar nuestra atención en recuperarnos con tranquilidad.Una operación es siempre un proceso cuyo resultado depende en gran parte de nosotros mismos. Nuestra colaboración es imprescindible desde el momento que decidimos someternos a una cirugía. En el caso de la cirugía plástica, tanto en su vertiente estética como reparadora, esta responsabilidad es todavía mayor pues está en nuestras manos elegir qué es lo que queremos corregir y, cómo, cuándo y con quién. LA MEJOR ESTACIÓN DEL AÑO PARA UNA CIRUGÍA Si un paciente nos pregunta cuándo es

Leer más »
""
Cirugía Plástica

Emoción en la mirada

Criatura social, el ser humano necesita comunicarse, necesita la mirada comprensiva y confirmadora del otro para existir. Desde este año 2020 que hemos despedido, buscamos y valoramos en la mirada de los demás la información que antes encontrábamos en su sonrisa. Las mascarillas nos obligan a transmitir la veracidad de nuestras emociones y sentimientos con nuestros ojos, donde ahora todos enfocamos nuestras miradas en busca de la belleza de los demás. El ojo humano, un auténtico radar, detecta al instante lo atractivo, lo saludable, o lo desagradable y peligroso… en los ojos de los demás Por esta razón, en la vida

Leer más »
""
Cirugía Plástica

Queiloplastia: cirugía de labios

QUEILOPLASTIA: TRATAMIENTO MÉDICO DE LOS LABIOS Sonreír, sentir, conversar, besar…, son ocasiones en las que concentramos nuestra atención y nuestra mirada en los labios de los demás, quienes, a su vez, miran los nuestros fijamente. Desde el momento en que nacemos los labios nos permiten una lactancia adecuada y, más tarde, un contacto afectivo y social con quienes nos rodean, el conocimiento sensorial de nuestro entorno más próximo (texturas, temperaturas…) y nos permiten respirar adecuadamente por la nariz. Ambos labios están formados por un bermellón, o labio propiamente dicho, y por un labio cutáneo o labio blanco. El labio superior se

Leer más »
""
Cirugía Plástica

Trastorno dismórfico y cirugía estética

El trastorno dismórfico corporal (TDC) o dismorfofobia, es una enfermedad obsesiva que se caracteriza por el rechazo al propio cuerpo o a alguna parte de éste. Normalmente se manifiesta por una preocupación excesiva por algún defecto físico que la persona percibe como deformidad exagerada. Conocido también como síndrome de distorsión de la imagen o trastorno de la percepción corporal, hace referencia a un cuadro clínico que presenta alteración de la autoimagen y puede llegar a producir gran malestar psicológico, como depresión, trastornos de ansiedad, obsesivos, alimentarios… Aunque es más frecuente en los adolescentes de ambos sexos y suele tener relación con

Leer más »

RESERVA TU CITA

Descubre cómo podemos ayudarte a alcanzar tus metas de belleza y bienestar